Platos de cuchara

Gazpacho

Hay platos que en cada casa gustan de una determinada manera y eso es así, cocinicas. Suele pasar con los grandes clásicos de la gastronomía española. Por ejemplo: la tortilla de patatas, el cocido o el protagonista de la receta que te traigo hoy, el gazpacho. Cada uno lo hace de una forma diferente y no hay ninguna mejor que otra, sino que son diferentes y todas están riquísimas y caen de maravilla ahora que tenemos este calor tan horroroso encima. ¡Pocas cosas sientan tan bien como un buen cuenco de gazpacho fresquito al llegar a casa medio deshidratado del calor de la calle! Que aquí en Andalucía, no veas como pega… Una receta sencilla, rápida, sana, fresquita y deliciosa. ¡Lo tiene todo, cocinicas! Así que no tienes excusa ninguna para marcarte un gazpacho de campeonato.

Gazpacho

Raciones: 2

Ingredientes

  • 3 tomates de pera grandes
  • 2 pepinos
  • 1/2 zanahoria
  • Un trocito de cebolla
  • Un trozo de pimiento verde
  • ½ diente de ajo sin el germen
  • ½ manzana
  • Agua
  • Aceite
  • Vinagre
  • Sal

Pasos

1

Pela los tomates, trocéalos groseramente y ponlos en el vaso de la batidora.

2

Añade medio pepino a trozos grandes, media zanahoria pelada y cortada en rodajas, un trozo de pimiento verde, un trocito de cebolla y el ajo.

3

Báñalo todo con un buen chorro de aceite, un chorrito de vinagre y sal. Bate hasta que esté todo integrado.

4

Vierte la mezcla de tomate en un bol amplio, añade agua al gusto hasta que tenga la textura que te guste y prueba por si hiciera falta corregir de sal o de vinagre.

5

Pica en trocitos pequeños la manzana y el pepino restante y lo añades al bol del gazpacho. Resérvalo en el frigorífico hasta el momento de servir.

Sugerencias y comentarios

La cebolla, el ajo y el vinagre a gusto de cada uno, cocinicas. A mí me gusta más bien suavito, pero si tú lo prefieres más fuerte, pues adapta las cantidades de cada ingrediente a tu gusto hasta que des con tu punto gazpachil perfecto. Pero ten cuidado, que nos conocemos y a ver si luego te vas a estar acordando del ajo toda la tarde, que es muy agradable para ti y para los que te rodean…

Cuando batas las verduras al principio y le añadas sal, es mejor no pasarte. Si luego pruebas y ves que le falta un poco, siempre puedes añadir más. Pero si te pasas desde el principio, pues ya empezamos con mal pie, cocinicas. Tú a poquitos y sin que te venga el ansia viva.

Como siempre, adáptalo con las verduras y el acompañamiento que más te guste. Puedes dejarlo tal cual con pepino y manzana, que está riquísimo, o añadir pimiento picado, un poco de cebolla, pan… ¡El cocinicas manda! Y los ingredientes ya sabes, vas a tu frutería de confianza y que te los den de la mejor calidad.

Un clásico veraniego refrescante, delicioso y muy sencillo que no puede faltar en ninguna casa. Ya sabes que puedes pedir la receta que más te apetezca para la sección ¡Oído cocina! Y además, tienes las puertas abiertas del Instagram y del Facebook de Fresas y Aceite para comentar lo que quieras.

¡Hasta pronto, cocinicas!

Sin comentarios

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad